Jo Cameron no siente dolor, nada de estrés y menos angustia.

La señora escocesa de 71 años, llamada Jo Cameron, es una mujer de poderes extraordinarios. Nunca ha conocido el dolor en toda su vida y vive su vida sin estrés y sin ansiedad. Esta mujer fue el centro de atención de investigadores de la Universidad de Londres y de la Universidad de Oxford. Los investigadores informaron sobre datos interesantes sobre este caso.

Ella siempre pensó que era normal.

Advertisements
Advertisements

Después de un accidente donde tuvo lesiones graves, Jo Cameron siguió e pie. Nunca ha sentido el dolor, aunque realmente se haya dañado gravemente. Jo Cameron está acostumbrada a ir al dentista sin pedir anestesia, y cada vez que come pimientos picantes los puede disfrutar sin tener la boca en llamas. Una vez, tuvo que ir al Hospital Inverness para una operación de cadera debido a un problema de artritis. La operaron dos veces seguidas, pero no movió ni una sola vez sus pestañas. Jo Cameron es inmune al dolor; siempre pensó que era normal.

Eliminación microscópica de genes FAAH y FAAH-OUT

Nuestra « super mujer » estuvo simplemente sujeta a una mutación genética; tiene lo que se denomina una eliminación micro de los genes FAAH y FAAH-OUT. En una persona lambda, estos genes actúan sobre el cerebro en caso de dolor. En el caso de Jo Cameron, son totalmente incapaces de realizar su función. Su insensibilidad al dolor es bastante normal.

Además de esta incapacidad de sentir dolor, Jo Cameron se repone muy rápidamente después de una lesión; casi no tiene cicatrices en su cuerpo. El caso de esta escocesa es de particular interés en el mundo de la medicina, ya que su ADN quizás podría salvarnos de sentir dolor crónico.

Advertisements