Consejos para vivir un verano de ensueño con un presupuesto limitado

Cuando se acercan las vacaciones, soñamos con ir lejos, alejarnos un poco de la rutina diaria y emprender una aventura. A algunas personas también les gusta complacer a sus hijos llevándolos a una aventura extraordinaria.

Advertisements
Advertisements

Pero por falta de presupuesto, a veces, terminamos quedándonos en casa y yendo de vez en cuando a la piscina pública más cercana, solo para alejarnos de todo. Sin embargo, es muy posible divertirse y complacer a los demás durante el verano, incluso con un presupuesto limitado. Descubre algunos consejos para vivir el verano con el que tanto habías soñado.

Viajar con otros

Como sabes, si tienes un presupuesto bastante limitado, siempre es preferible viajar con varias personas. Las ofertas que se ofrecen son mucho más atractivas cuando sois muchos. Entonces, si no quieres ir con tu familia (si eres joven o simplemente quieres divertirte), comparte este plan con tus amigos.

Elegir el destino correcto

Luego, tendrás que elegir tu destino. Haz una lista de todas las ciudades y países que te ha gustaría visitar. Si vas con amigos o familiares, haz una pequeña reunión para completar la lista y para que todos puedan opinar Luego, elige los destinos donde el costo de vida es más bajo y vota por eso.

Alojamiento

El alojamiento es uno de los grandes gastos a la hora de ir de vacaciones. Por tanto, conviene estudiar todas las posibilidades de alojamiento. Si un amigo (o familiar) vive en ese destino, pregúntale si sería posible que os albergue. De lo contrario, también puede disfrutar del intercambio de casas u optar por albergues juveniles, wwoofing o couchsurfing.

Transporte

Compartir el coche es una de las mejores formas de ahorrar dinero. Entonces, si vas con amigos, puedes compartir el combustible. También, puede recurrir a otras personas que vayan al mismo destino que usted para reducir aún más los costos. Además, también se puede optar por el autobús que es un medio de transporte muy económico y muy extendido en la actualidad.

Siempre come local

Una vez que llegues, trata de comer siempre local. Evita los restaurantes que pueden ser muy caros. En su lugar, visita los mercados locales y cocina algunos productos de la región. Para ello, infórmate de antemano sobre las diferentes especialidades del país o región. Además, si te queda algo de efectivo y tu presupuesto lo permite, aún puedes ir a un restaurante de vez en cuando.

¿Y por qué no la autocaravana?

La autocaravana también puede ser una solución muy práctica y muy económica. De hecho, como ya contiene camas, no tendrás que preocuparte por el alojamiento. En cuanto a combustible y alquiler, también puedes decidir entre ellos con tus amigos. Las autocaravanas suelen tener ya una cocina, por lo que puedes cocinar como quieras. Por último, puedes ir a donde quieras cuando quieras, porque al viajar con autocaravana eres un auténtico nómada.

Advertisements
Advertisements
Advertisements